1

SAL DE AKÍ “No nos juzgues”, crítica de El Vecino del Diablo.

NO NOS JUZGUES (SAL DE AKI) PUNK ROCK DESDE EL BAIX PENEDÈS.

  Nada de Punk de la vieja escuela, nada de más punk que trata de imitar a los grandes Gatillazo, La polla o Kop. No… Sal de akí no es nada de eso. Sal de akí es punk rock de cosecha propia, punk que habla claro y sin cuidado de lo que les da la gana a sus miembros, con el coraje de no querer ser como nadie si no más bien con la desfachatez de ser lo que son…ellos mismos.

Ritmos acelerados, breaks y patrones de batería que en ocasiones tienden a recordarte a pasajes que pertenecerían más al metal o al trash, un bajo para nada monótono si no muy integrado y con líneas trabajadas pero para nada exentas de la contundencia necesaria en este genero. Dos guitarras demoledoras, tanto en las lides rítmicas como en las solistas y una voz que si acaso es lo único que puede recordarte al punk más clásico. Todo eso se mete en una batidora, se acelera y se mezcla en “Trashoo estudi” y te salen 13 temas con una duración máxima de tres minutos y poco, muy al uso de las crestas almidonadas pero muy trabajados musicalmente. Su disco recibe como título “No nos juzgues”. Y aquí estoy yo…con dos cojones… juzgándolos a ellos y a su honesto trabajo.

Su primera maketa que lleva su mismo nombre ya situaba sus intenciones, con temas como “Obligado a matar por un euro”, “Maskamierda” o “Tiemblan los cimientos” que son ya himnos entre sus acólitos y habituales.

Destaco del disco actual los temas “Haberlo pensao antes” e “Historias de desencanto” cargadas de crítica social,  “Rock discriminado” que denuncia la situación de las bandas emergentes en los estilos menos comerciales, que se creó concretamente dedicada a un concurso de bandas de la comarca que tiene a bien descalificar en primera ronda a todo lo que tenga un pedal de distorsión,  la divertidísima “Poema onanista” y por rareza “Mi fruto verde” una encantadora historia con una letra que “a priori” podría parecer que no encaja en el punk rock de Sal de akí pero que ellos, ajenos a estereotipos absurdos han sabido encajar en su estilo de una manera honrada y encomiable.

A todo lo citado musicalmente, añado sin tapujos que en directo se les suma la actitud. Que su galleta es buena pero ellos son un grupo de directo. Desde el primer segundo hasta el último derrochan energía. “Tisu” a la voz resulta un “frontman” que muchas bandas de la escena querrían, los hermanos Alexis y Miki son verdadera caña burra a las guitarras, Luismi y su batería son la maquina motor sobre la que se debe construir este tipo de música, e Isra al bajo resulta demoledor  y contundente.  Aunque no esté en los escenarios ahora, si está en el disco y resulta obligatorio nombrar a Gaby, cofundador, creador de algunos de los temas, … guía espiritual de la banda.

Solo se me ocurre apelar al desgastado dicho “El que tiene padrino se bautiza” y pensar que son unos desapadrinados para justificar que Sal de akí no estén situados actualmente en lo más alto del punk-rock nacional.  Así que por favor, saca del equipo el CD de Gatillazo por unos días, solo por unos días…y sumérgete en el punk rock de SAL DE AKI.

-EL VECINO DEL DIABLO-

MiRolloEsElRock

Un comentario

  1. Muchas gracias por tu visión. No alegra enormemente cualquier crítica. Tanto buena, como mala. Si es buena como esta, mejor 😉

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *